¿Cómo limpiar correctamente el objetivo/lente de tu cámara?

Para lograr mantener tu cámara y sus diferentes accesorios en buen estado, es necesario que aprendas ciertos hábitos que te ayudarán en ese proceso. Además, si te acostumbras a realizarlos cada cierto tiempo, notarás que tus fotografías siempre serán impecables y que tus equipos durarán más tiempo.

Una de las partes de la cámara que requiere más atención es el objetivo. ¿Por qué? A través de este será captada la luz y obturada la fotografía. Por eso, necesita una limpieza cada cierto tiempo, asegurándose que ningún tipo de polvo o mancha vayan a estropear el objetivo o la imagen que capturas. 

En este artículo te diremos todo lo que necesitas par hacer la limpieza de tu objetivo, el paso a paso del proceso, los cuidados a tener y también lo que nunca debes hacer. ¡Continúa leyendo y verás que es muy sencillo!

¿Qué debes tener en cuenta para limpiar el objetivo de tu cámara? 

Si te encuentras en el mundo de la fotografía ya sea como principiante o veterano de este arte, te habrás dado cuenta que un objetivo sucio, es una fotografía sucia. Por eso entre los hábitos que debes adquirir de aquí en adelante es la cuidadosa limpieza de tus lentes

¡Tranquilo! Acá te diremos la forma correcta y segura de realizar esta labor y qué debes tener en cuenta a la hora de realizarla. 

  • Entorno de trabajo: Debes trabajar en un entorno limpio y libre de polvo, así no correrás riesgo de que otras partículas de suciedad entren en el objetivo. Así que busca un sitio cerrado preferiblemente.
  • Iluminación: A la hora de limpiar tus objetivos, debes contar una excelente iluminación, para que puedas ver con claridad si el trabajo está quedando completamente bien o estás dejando polvo o manchas.
  • Equipo de limpieza: Para la limpieza de tus objetivos es importante que adquieras los productos adecuados, que sean especiales para ello. Esto sí requiere una inversión adicional, pero, para la vida útil que te dan estos objetivos ¡Vale la pena!

¿Qué necesitas para hacer la limpieza de tu objetivo?

Para hacer correctamente la limpieza es importante que adquieras los materiales adecuados. Ten la siguiente lista a la mano para que prepares todos los accesorios de limpieza de objetivos antes de comenzar:

Pera de aire o soplador

La función de la pera de aire o de los sopladores es, tal como lo dice su nombre, soplar aire al momento de accionarlas con presión con el fin de eliminar las partículas de suciedad sin necesidad de usar las manos que lo pueden ensuciar peor.

Dependiendo de tu presupuesto, puedes adquirir sopladores profesionales, Algunos ejemplos del mercado son, la pera de aire Giottos Rocket Air o la pera limpiadora Hama las cuales son referencias bastante específicas pero cumplen la misma función que las genéricas.  

Pero si en tu caso no requieres algo tan especializado está la opción de conseguir un soplador genérico que puedes adquirir en supermercados o tiendas de fotografía.

Gamuzas para objetivos

Las gamuzas para objetivos, son un tipo de gamuza hechos de microfibra.Son diseñadas especialmente para cualquier tipo de óptica ya que su material no genera rasguños o algún tipo de mancha en la superficie. 

Puedes conseguirlas en ópticas o en tiendas de fotografía, te recomendamos que adquieras más de una, por un lado no son costosas y por otro, siempre es bueno tener un respaldo en caso de perderla. 

Pinceles y brochas

Los pinceles y brochas tienen como objetivo retirar el polvo y la suciedad de los objetivos que no pudo ser movida con las peras o sopladores. .

El pincel es un gran accesorio que te ofrece limpieza a profundidad de suciedad que se encuentre adherida al objetivo y sin dañar o hacer algún rasguño al lente.

Lo ideal es usar pinceles que tengan cerdas blandas y no muy gruesas para que al pasar por el objetivo no sea muy áspero al arrastrar la mugre.  

En el caso de las brochas, te recomendamos aquellas que con retráctiles y que cuentan con punta de carbono, ¿por qué? Esta característica te servirá para retirar marcas de huellas o de algún tipo de grasa, de nuevo, sin rasguñas o hacer algún daño en el lente. 

Alcohol isopropílico

El alcohol isopropílico es un tipo de líquido ideal para la limpieza de ópticas debido a que no genera manchas y además no es abrasivo, lo cual es muy riesgoso al tratarse de elementos digitales. 

Es fácil encontrarlo en sitios donde venden químicos, en lugares de productos para la belleza o en algunas droguerías. Asegurate de tener un recipiente con spray para poder aplicarlo más fácilmente. 

Guantes

Los guantes son necesarios para cualquier tipo de limpieza que vayas a realizar, sobretodo si durante ello harás uso de químicos fuertes. En este caso, los guantes te permitirán, por un lado, no llenar de suciedad que traigas en las manos al objetivo y por otro manejar con total confianza los materiales de limpieza. 

Te recomendamos que adquieras guantes de látex que son más duraderos y además no dejan marca en los lentes. 

Cómo limpiar el objetivo – Paso a paso

Hasta el momento, ya sabes qué debes tener en cuenta al momento de hacer la limpieza de tus objetivos, entorno e iluminación y los materiales necesarios. Ahora, vamos a darte los tres sencillos pasos para que tus objetivos queden como nuevos. Sigue estos pasos y utiliza los productos recomendados para evitar accidentes. 

¡Tip No.1 a tener en cuenta! Utiliza los guantes de látex en todo momento.

Primer paso: soplado de aire

En este paso utilizaremos la pera de aire o soplador. La forma correcta de hacerlo es sujetar con una mano el objetivo y con otra la pera de aire o soplador, en un ángulo de 45° preferiblemente iniciando desde la mitad del objetivo para acabar en los bordes.

Este proceso lo haremos por ambos lados del objetivo y no se te puede olvidar la tapa del objetivo. Porque si esta contiene partículas de polvo,a la hora de cubrir el objetivo no dañe el proceso de limpieza. 

Segundo paso: limpieza con la brocha

En este paso utilizaremos pinceles y brochas. Por más que ya hayas usado el soplador, hay ciertas partículas de polvo que tienen la capacidad de pegarse en los bordes del objetivo.  

Recuerda que este es un proceso del centro hacia afuera y es necesario que lo realices por lado y lado, en los filtros y la tapa. 

Tercer paso: gamuza y alcohol isopropílico

Por último, la iluminación en este paso juega un papel muy importante. Debes revisar cuidadosamente y tener total seguridad de que no hayan quedado partículas visibles que puedan rayar el filtro o el objetivo. Una vez supervisado utilizaremos gamuzas y alcohol isopropílico para el paso final. Debes tener en cuenta dos cosas: 

Primero, el alcohol nunca lo debes aplicar directamente en el lente del objetivo. Humedece una gamuza con el alcohol y empieza a moverla suavemente de forma radial del interior hacia el exterior. 

Segundo, debes contar con una segunda gamuza para secar y limpiar el objetivo por lado y lado al igual que los filtros y la tapa. 

¡importante! Antes de guardar el objetivo y los materiales, revisa que todo haya quedado completamente seco y limpio para que no se raye o afecte peor al guardarse. 

Cuidados para mantener limpio el objetivo

Además de hacer la limpieza periódicamente, lo más importante es tener en cuenta algunas prácticas que eviten que se ensucien o que dañen los objetivos. Por eso, aparte de llevar a cabo el paso a paso de limpieza, ten en cuenta los siguientes consejos:

  • Intenta tener siempre la cámara con el objetivo puesto o con la tapa de protección.
  • Si tienes que hacer un cambio de objetivo, procura hacerlo en un entorno donde no pueda entrar algún mugre al interior de la cámara.
  • Intenta en lo posible nunca tocar el sensor ni los elementos internos de la cámara con los dedos.

Lo que nunca debes hacer al limpiar tu objetivo

Ya tienes algunos consejos y cuidados básicos para mantener tus objetivos limpios. En este apartado te daremos una lista de lo que NO DEBES HACER para evitar que se ensucien de manera excesiva a la hora de hacer la respectiva limpieza y para que así tenga mayor durabilidad. 

  • No toques directamente con los dedos, la piel mantiene una grasa natural ¡Esto los ensucia en un par de segundos! Usa guantes para limpiarlos y cuando estés tomando fotografías evita tocar el lente.
  • Ya sabes cuales son los elementos para la limpieza. Utilizar un tejido de ropa o lo primero que encuentres puede resultar fatal, desde dejar residuos de otras impurezas hasta dañar el lente completamente. 
  • Soplar el material es algo perjudicial, la humedad podría quedarse en el lente y generar hongos. 

Recuerda que las cámaras con el tiempo se quedn obsoletas, pero un buen objetivo te puede durar toda una vida, por lo cual será importante que tengas todos los cuidados necesarios.

Por último, recuerda que el polvo no es lo único que puede afectar los objetivos. Hay otro, más dañino para ellos, la humedad, la cual puede causar desde manchas hasta hongos. Para evitarlo te recomendamos coleccionar las bolsitas anti-humedad. Son las que salen en la ropa y en las cajas de zapatos. Ponlas en la mochila donde guardas tu equipo fotográfico y ellas absorberán toda la humedad alrededor de tu equipo dejando que tus objetivos estén muy secos.